New-Technology con el bronceado Saludable

Trucos para lucir bronceado en invierno

imujer. com
Aunque este invierno no esté haciendo especialmente frío, cierto es que no podemos tomar el sol de la misma manera como si fuese verano. Y sea verano o sea invierno, a todas nos gusta lucir bronceado, y para ello, os vamos a dar unos cuantos consejos.
Algunos alimentos ayudan a broncear la piel. Esto son los vegetales de color naranja como las zanahorias, amarillo como los limones, verde oscuro como las espinacas y rojo como los pimientos por ejemplo. Todos ellos tienen en común que poseen una gran cantidad de betacarotenos, unas sustancias que propician la estimulación de la melanina.
Además, otros alimentos como el melón, el ajo o las manzanas contienen flavonoides, sustancias que ayudan a una mejor fijación del bronceado.
bronceado
Por otro lado, os vamos a dar unos trucos ahora ya no tanto para ponernos morenas, sino para conservar en invierno el moreno que tanto esfuerzo nos costó conseguir en verano. Para empezar, os recordamos que la exfoliación mantiene la piel luminosa, pero para que funcione no nos tenemos que obsesionar, por lo que no debemos exfoliar la piel con mucha periodicidad, puesto que conseguiríamos el efecto contrario.
Para conservar nuestro bronceado es bueno también darnos duchas de agua templada, ya que aunque sea más apetecible en invierno un baño caliente, el agua demasiado caliente puede hacer perder de una manera más rápida la tonalidad de nuestra piel.
Por último, podemos aplicarnos algunos productos  que nos ayudarán a broncear nuestra piel. Por ejemplo, nos estamos refiriendo a lociones auto bronceadoras, que además de proteger la piel- son hidratantes-, aportan un toque de color a la piel. Y otra opción es la caña de azúcar, que además permite regular la intensidad del moreno y podéis encontrar en algunos centros de estética.
Y si después de todos estos consejos logramos el  bronceado deseado, un truco casero para mantenerlo es aplicar sobre la piel una mezcla con aceite de coco y manteca de cacao.
Imágenesimujer.com  y vidactiva.com

Rayos Uva o Sol Natural una fuente de vida necesaria.

Sabias que es necesario tomar sol para tener vitamina D

sol-mujer-diarioecologia
No queda ninguna duda que el sol contribuye a la síntesis de vitamina D junto con el riñón y el hígado en el organismo humano.
Pero la pregunta importante es: ¿qué cantidad de sol hace falta para asegurarse una cantidad de vitamina D adecuada?.  Más o menos 5 minutos por día en la cara y en el dorso de manos. Solamente eso.
Vitamina D. Es una vitamina liposoluble. Las vitaminas liposolubles se almacenan en el tejido graso del cuerpo.
Funciones. La vitamina D ayuda al cuerpo a absorber el calcio. El calcio y el fósforo son dos minerales que usted tiene que tener para la formación normal de los huesos.
En la niñez, el cuerpo utiliza estos minerales para producir huesos. Si usted no obtiene suficiente calcio o si el cuerpo no absorbe el calcio suficiente de la dieta, la producción de hueso y los tejidos óseos pueden sufrir.
La deficiencia de vitamina D puede llevar a osteoporosis en adultos o raquitismo en niños.
Fuentes alimenticiasEl cuerpo produce la vitamina D cuando la piel se expone directamente al sol. Por eso, con frecuencia se denomina la vitamina de la “luz del sol”. La mayoría de las personas satisfacen al menos algunas de sus necesidades de vitamina D de esta manera.
Muy pocos alimentos contienen vitamina D de manera natural. En consecuencia, muchos alimentos son enriquecidos con esta vitamina. Fortificado o enriquecido quiere decir que al alimento se le han agregado las vitaminas.
Los pescados grasos (atún, salmón y caballa) están entre las mejores fuentes de vitamina D.
El hígado de res, el queso y las yemas de los huevos suministran pequeñas cantidades.
Los champiñones proporcionan algo de vitamina D. Algunos champiñones que están a la venta en la tienda tienen un mayor contenido de vitamina D porque han sido expuestos a la luz ultravioleta.

La importancia de la Vitamina D

www.nt-light.com

La importancia de la vitamina D

Broncearse con  moderacion y seguridad es importante,  ya sea con Rayos UVA o con Sol.
El instituto alemán Robert-Koch ha realizado un estudio del que resulta que más del 50% de la población tiene un nivel bajo de vitamina D. Hoy se sabe que existe un nivel mínimo para no padecer raquitismo, sin embargo la concentración óptima debería ser algo mayor, aproximadamente 30 nanogramos por mililitro de suero sanguíneo, medida que rara vez de alcanza. Con dicha concentración nos aseguraremos una buena salud para nuestros huesos.
Resultado de imagen de vitamina d3Esta vitamina actúa en los receptores de vitamina D que se hallan prácticamente en cada órgano, lo que significa que éstos tienen un sentido y su importancia. La vitamina D regula numerosos tejidos, sistemas y órganos, actúa  en el cerebro, sistema inmunitario, piel, páncreas y músculos, actúa en el núcleo celular e influye en la decodificación de determinados genes. Es extremadamente importante para el buen funcionamiento del organismo pues se trata de una hormona reguladora.
En Centroeuropa y EE.UU. se registra una carencia de vitamina D. Lo que indica que es cierto que el sol o rayos uva fija la vitamina D, y la ausencia de éste influye negativamente en sus niveles. Por lo que a pesar de que los dermatólogos advierten que tomar baños de sol es peligroso, en lo posible deberíamos encontrar un punto medio. Una exposición de diez minutos en brazos y cara al descubierto son suficientes, teniendo precaución de evitar las horas en las que el sol irradia con más intensidad.   
En sesiones de Rayos Uva, es importante seguir las indicaciones de profesionales y no pasar de los Julios por sesión. Tipo 2 - 250  / Tipo 3 - 350 / Tipo 4 - 450 julios. Su profesional del centro le detallará su tabla de tiempos con seguridad.

Rayos Uva con moderación previene múltiples enfermedades

Tomar Rayos Uva o e Sol con moderación aporta el nivel necesario de Vitamina D en nuestro organismo.
La vitamina D participa en procesos como la absorción y el mantenimiento de los niveles de calcio, fundamental para mantener todas las funciones vitales y la estructura adecuada de los huesos.
Directa o indirectamente, la vitamina D controla más de 200 genes, incluyendo los responsables de la proliferación celular y la modulación del sistema inmune.
A esta vitamina también se la llama "vitamina del sol" porque el cuerpo la sintetiza después de la exposición a la luz solar. Bastan 10 minutos de luz solar de verano -sin protector solar- 3 a 4 veces por semana para ayudar al cuerpo a sintetizar la vitamina D que necesita. 
Algunos grupos de personas tienen mayor necesidad de vitamina D y deberían chequear sus niveles por lo menos 1 vez al año, señala el Instituto de Diagnóstico e Investigaciones Metabólicas:
- Embarazadas. Nuevos estudios demuestran que la suplementación de embarazadas con 4000 UI/día de vitamina D es segura y efectiva, bajando el riesgo de infecciones, parto pretérmino, preclampsia, cesárea y diabetes gestacional. Recomiendan la suplementación solo cuando la mujer vive en lugares fríos, no se expone al sol o usa pantalla solar, es vegetariana o pertenece a minorías étnicas.
- Personas con enfermedades autoinmunes. Se cree que la vitamina D juega un rol importante en el sistema inmune, previniendo las enfermedades autoinmunes y disminuyendo el riesgo de infecciones. Se recomienda la suplementación en personas con mayor riesgo de infección.
- Quienes han sufrido fractura de caderas. La suplementación con 800 UI/día disminuye el riesgo de caídas en personas añosas. Se recomienda la suplementación en personas añosas e institucionalizadas.
- Los adultos mayores, ya que, al exponerse a la luz solar, su piel no produce vitamina D con la misma eficacia que en la juventud y sus riñones tienen menor capacidad de transformar esta vitamina a su forma activa.
- Las personas de piel oscura, porque su piel tiene menor capacidad de producir vitamina D a través del sol.
- Los pacientes celíacos.
- Las personas con problemas de obesidad, porque la grasa de su cuerpo se adhiere a cierta cantidad de vitamina D e impide que ésta llegue a la sangre.
Solamente el sol
El IDIM recuerda también que los lácteos u otros alimentos generalmente NO alcanzan para brindar los requerimientos diarios adecuados y que la única fuente suficiente de vitamina D la aporta el sol.
La forma apropiada de conseguirla es bronceándonos en el verano o exponiéndonos de a poco durante todo el año, 15-20 minutos al menos tres veces por semana, dejando expuesta una superficie correcta como brazos y espalda, o piernas y muslos.

Rayos UVA y Vitamina D

www.nt-light.com
Los secretos de la ‘Vitamina D’ 

ENVIADO POR: ECOTICIAS.COM / RED / AGENCIAS, 17/04/2014, 11:21 H | (402) VECES LEÍDA
La vitamina D, comúnmente llamada la vitamina del sol, es esencial para la salud física, mental y como prevención del cáncer. Sin embargo, una de cada seis personas es deficiente en Vitamina D. Detallamos la función de la vitamina D y cómo la dieta y el estilo de vida nos pueden ayudar a mantener unos niveles adecuados.
Obtención de la Vitamina D: el laboratorio de nuestro cuerpo
La vitamina D se produce de forma natural cuando exponemos la piel al sol.
¿Sabes cómo se produce esta transformación?
  1. La luz UVB entra en contacto con la capa exterior de la piel, penetrando en las capas profundas (estrato basal y estrato espinoso).
  2. En estas capas profundas se encuentra un tipo de colesterol denominado 7-dehidrocolesterol, el cual es degradado a pre-vitamina D3 por la luz UVB.
  3. Posteriormente, esta pre-vitamina D3 se transforma en vitamina D3, también llamadacolecalciferol (debido a una reorganización inducida por el calor).
Razones por las que puede no obtenerse una cantidad de vitamina D a partir de la exposición solar:
  • Temor a las consecuencias del exceso del sol
  • Menor tiempo de permanencia al aire libre
  • Cosmética protectora
  • Utilización de cremas de pantalla total
  • Edad
  • Determinados problemas de salud que obstaculizan la absorción de la vitamina D
  • Etc.
El papel de la vitamina D
Siempre se ha conocido su importante papel en la absorción y utilización del calcio, lo cual significa que es esencial para el fortalecimiento de los huesos, ayudando a desarrollar la densidad de los huesos sobre todo alrededor de los 20 años de edad.
Pero los nuevos estudios demuestran que también juega un papel relevante en la salud inmune, reforzando el sistema inmunológico.
También puede proporcionar protección prostática, de mama, colon y tejido pancreático.
Niveles adecuados de Vitamina D
La CDR (cantidad diaria recomendada) ha estado marcada en 400 UI, pero las actuales recomendaciones se han incrementado hasta incluso las 7000 UI (según la Sociedad de Endocrinología Americana), aunque las prescripciones de esta magnitud deben ser realizadas por un profesional de la salud.
Las cantidades que un adulto ingiere por término medio al día se han cifrado en 230 UI; sin embargo se ha estimado que en muchos individuos son necesarias 1000-2000 UI para satisfacer las necesidades del organismo.
¿Cuáles son los riesgos?
Los médicos y científicos llevan un tiempo advirtiéndonos de que la carencia de vitamina D impide el desarrollo de huesos sanos. Estudios recientes han revelado el vínculo entre su deficiencia y la cardiopatía, la esclerosis múltiple y el cáncer.
En lo que concierne el cáncer, los científicos han descubierto que la vitamina D aumenta la cantidad las proteínas p21 y p27, que inhiben la multiplicación celular. Además, estimula la producción de E-caderinas, proteínas que mantienen la adhesividad de las células en sus tejidos. Si disminuyen hay más posibilidades de diseminación de células tumorales. Han concluido también que la exposición al sol durante 3 horas a día en los veinte y los treinta años de edad puede reducir el riesgo del cáncer de hasta 36%.
La investigación del impacto en la fertilidad y la salud mental sigue, pero se han asociado los niveles bajos de la vitamina D con un riesgo elevado de la depresión, sobre todo en las mujeres, mientras se cree que la vitamina puede regular el ciclo menstrual y mejorar la fertilidad porque la luz del sol alienta la producción de la progesterona y el estrógeno.
Cómo asegurar los niveles adecuados de Vitamina D
Por supuesto, la dieta es la mejor manera de asegurar los niveles óptimos de vitamina D. Se recomienda el consumo frecuente de huevos, pescado azul (limitado a dos veces por semana) y cereales y bebidas vegetales fortificados con la vitamina D.
Es importante exponernos a los rayos solares durante periodos breves sin protección solar: 10-15 minutos al día es suficiente para poder aprovechar sus beneficios.
Tomar suplementos es un método popular de aumentar los niveles pero en este caso, siempre sería aconsejable hacer una determinación de niveles en sangre, para evitar una potencial sobredosis; consulta tu médico para más información.

Verano: el sol, fuente necesaria para absorber Vitamina D



Verano: el sol o Rayos UVA con seguridad, fuente necesaria para absorber Vitamina D

 Foto: Getty ImagesFoto: Getty Images
Tanto las proteínas como las vitaminas son nutrientes esenciales para la vida que, al ingerirlos de forma equilibrada y en dosis adecuadas, promueven el correcto funcionamiento fisiológico e inmunológico del organismo.La vitamina D, en particular,es vital porque ayuda al cuerpo a absorber el calcio que los huesos necesitan para crecer.
Alberto González (M.N. 63782), Jefe del departamento médico de CentraLab, aconseja cómo incluir este nutriente y prevenir enfermedades tales como el raquitismo o la osteoporosis.Si bien no es recomendable exponerse al sol de forma prolongada, es necesario hacerlodurante 10 minutos al menos 3 veces por semana en los horarios permitidos (hasta las 10 am y luego de las 5 pm), para procurar que la luz solar estimule la transformación de la provitamina D a vitamina D en la piel. Para garantizarlo, es clave que el sol alumbre la cara, los brazos, la espalda y las piernas sin protección en crema durante el lapso de tiempo mencionado para que se produzca una adecuada absorción. Luego de los primeros minutos, debe aplicarse la pantalla solar que ayuda a prevenir las enfermedades de la piel.
Son pocos los alimentos que aportan vitamina D, motivo por el cual en ocasiones lo recomendable es ingerir suplementos. Se puede encontrar dicho nutriente en el pescado de agua salada, en los aceites de hígado, en la yema de huevo y en la leche. 

El SOL o UVA como fuente esencial para absorber vitamina D
Es clave que alumbre la cara, los brazos, la espalda y las piernas sin protección en crema durante 10 minutos para que se produzca una adecuada absorción. Pasado ese lapso, debe aplicarse la pantalla solar que ayuda a prevenir las enfermedades de la piel. 
Enviar   Ver Comentarios ( 0)
Bookmark and Share

CAPITAL FEDERAL, Enero 15 (ANDigital) Tanto las proteínas como las vitaminas son nutrientes esenciales para la vida que, al ingerirlos de forma equilibrada y en dosis adecuadas, promueven el correcto funcionamiento fisiológico e inmunológico del organismo. La vitamina D, en particular, es vital porque ayuda al cuerpo a absorber el calcio que los huesos necesitan para crecer.
Con el asesoramiento del doctor Alberto González (M. N. 63782), CentraLab, empresa de Servicios de Salud y Laboratorio de Análisis Clínicos líder en Argentina, brindó consejos a la comunidad para enseñarle a incluir este nutriente y prevenir enfermedades tales como el raquitismo o la osteoporosis.
Si bien no es recomendable exponerse al sol de forma prolongada, es necesario hacerlo durante 10 minutos al menos tres veces por semana en los horarios permitidos (hasta las 10 de la mañana y luego de las 5 de la tarde), para procurar que la luz solar estimule la transformación de la provitamina D a vitamina D en la piel.
Para garantizarlo, es clave que el sol alumbre la cara, los brazos, la espalda y las piernas sin protección en crema durante el lapso de tiempo mencionado para que se produzca una adecuada absorción. Luego de los primeros minutos, debe aplicarse la pantalla solar que ayuda a prevenir las enfermedades de la piel.
Son pocos los alimentos que aportan vitamina D, motivo por el cual en ocasiones lo recomendable es ingerir suplementos. Se puede encontrar dicho nutriente en el pescado de agua salada, en los aceites de hígado, en la yema de huevo así como en otros alimentos como la leche y los cereales intencionalmente fortificados. (ANDigital)